Artículos Externos

El Papa Francisco, la Eucaristía y el futuro de la Iglesia

 

Durante el mes de mayo de este año, los obispos canadienses han sido recibidos por el papa Francisco en visita ad limina apostolorum. Radio Canadá ha hecho un resumen de la audiencia. Hemos traducido dos gravísimas frases que el actual Obispo de Roma ha dicho al obispo mons. Dorylas Moreau.

Un texto de Emilie Parent-Bouchart después de un coloquio con Félix B. Desfossés. 

mons. Dorylas Moreau.

[…] Durante el encuentro el obispo Dorylas Moreau ha manifestado la propia preoccupación por la falta de sacerdotes en las pequeñas comunidades.

«El papa ha dicho: “Escuchen, no deben olvidar dos cosas: el futuro de la Iglesia está más en torno a la Palabra de Dios que en la Eucaristía”, ha parafraseado el obispo.

[…] La palabra de Dios no tiene necesidad precisa de los sacerdotes para ser expresada y realizada en nuestras comunidades. Ha insistido mucho sobre las obras de misericaordia. Lo que cuenta es hacer el bien, ocuparse de los pobres, interesarse por la justicia, etc…..Este es el tesimonio de la Iglesia”. […]

 

La Iglesia vive de la Eucaristía. Sin la Eucaristía la Iglesia no existe. Juan pablo II en su Carta Encíclica sobre la Eucaristía.

 


Fuente: https://anticattocomunismo.wordpress.com/2017/08/12/papa-francesco-leucarestia-il-futuro-della-chiesa/
Noticia original: radio-canada.ca

Traducido para Como Vara de Almendro por Montse Sanmartí

 

 

About the author

mm

Como Vara de Almendro

info@comovaradealmendro.es

.

Deja un comentario

6 Comments

  • Ya se la han cargado POR LAS PALABRAS Y LOS HECHOS, ya plenamente, para mí claro ha ya algun año berGOGliano.

    Pero ya hoy ahora es pleno por lo que reafirman y quieren…., Dios no puede bajar a la forma en los akelarres eucaristonotes de semejantes apostatas herejes y posesos. THE END.

  • Vamos a tomarlo con humor, lo tienen claro los sacerdotes que si son ya vagos para celebrar misas y funerales, no le digo nada ya para leerse la Biblia y preparar las homilías, porque si algo tienen los evangélicos serios es que conocen las Escrituras y las estudian bien, además hay que reconocerles que las comentan y predican con ardor. Porque vamos a ver yo voy a misa los todos los días, y los domingos siempre es un fasstidio la verdad, porque toca medio dormir de 15 a 20 minutos. Si fuera por la predicación, vamos ni el más beato iba a la iglesia.

    • Querida María: no podemos generalizar, ya que gracias a Dios, contamos todavía con sacerdotes santos y bien preparados. Desde luego, concuerdo con usted en que muchos no cumplen como deben, pero hablando de ese modo, podemos herir al resto fiel. En nuestra página tenemos un sacerdote que es fiel y personalmente también conozco, aunque escasean, buenos sacerdotes que conocen bien las escrituras y nos exhortan bien desde el púlpito. Oremos mucho para que Dios siga mandando sacerdotes santos a su Iglesia y roguemos también por aquellos que son muchos ya y que han perdido el norte de su vocación, son meros funcionarios.

      Un abrazo y unidos en las oraciones.

  • El futuro de la Iglesia va ligado a la Eucaristía… donde no se Consagra no hay Iglesia Católica, que es de lo que hablamos. Dicho esto, tampoco pienso ni creo que los protestantes evangélicos, que han proliferado en multiples iglesias de todos los nombres posibles, vayan a acudir a los templos católicos a compartir lo que no les interesa ni lo pretenden. En realidad todo no es más que la locura de una jerarquía apóstata, con intereses bastardos y al servicio del Mal. El ecumenismo que persigue Bergoglio y sus lacayos, es el desvarío de un personaje al que Dios permite, cómo lo hizo con Judas, para realizar sus designios, siempre misteriosos y casi siempre dolorosos, por el sufrimiento que genera el pecado del hombre de iniquidad (aquel que se revela ante su Creador). Las iglesias, ahora casi vacías, perderan a los católicos fieles sin añadir por ello a los evangelicos protestantes…los otros, los francisquistas, moriran cuando muera Francisco y se acabe el dinero. Como sucede con los dictadores.
    Pero para entonces ya no habrá vuelta atrás. Los edificios serán vendidos, enajenados o abandonados. cómo ya esta pasando y Dios sostendrá un pueblo o resto en el exilio. Luego Dios dirá.

A %d blogueros les gusta esto: