Actualidad Artículos Externos

El jesuita, el islam jihadista y el silencio del Papa

El padre Boulad, jesuita de 86 años, toda una vida en Egipto, señala con el dedo contra la universidad de Al Azhar, una de las máximas instituciones sunitas, mal llamada moderada. En realidad es una fábrica de radicalismo. Entrevistado en Tv, escribe al Papa su denuncia. Pero no ha recibido respuesta alguna del Pontífice.

 

Rino Cammilleri- 4 septiembre 2017- Il fumo di Satana

 

En el sitio CulturaCattolica.it del 25 de julio de 2017, ha aparecido la traducción de una entrevista (a cargo de Luca Costa) ciertamente intrigante, tanto es así que merece la pena recuperarla. Son las palabras de un anciano jesuita, el padre Henri Boulad, pronunciadas a rienda suelta en la televisión francesa Liberté la semana anterior.

El padre Boulad (86 años, jesuita desde los 19), h transcurrido toda su vida en Egipto y si hay una cosa que conoce bien es el Islam. La suya era una verdadera diátriba a quien él mismo dio el título ¡J’ acuse! que voluntariamente imita la famosa carta-manifiesto con la que el escritor Emile Zola tomaba posiciones en el célebre caso Dreyfus“. Sin pelos en la lengua, el jesuita declara que “el primer centro de radicalización islamica en el mundo entero es la universidad al-Azhar del Cairo”, y lo dice justamente al día siguiente de la visita-abrazo (con el Gran Mufti) del papa Francisco. Esta universidad (en realidad solo una mezquita generalista, aunque es la más importante del mundo sunita) “es presentada en todo Occidente como una institución moderada y tolerante, pero no es así”.  El presidente egipcio Al-Sisi “ha pedido repetidamente de forma oficial expresamente a los líderes de al-Azhar suprimir cada enseñanza que haga referencia a las fuentes islámicas que incitan al odio y a la violencia contra los hebreos y los cristianos. Tales demandas han caido siempre en saco roto. De hecho ” son los propios imanes formados en ad-Azhar que en muchas, demasiadas mezquitas de Europa desvanecen toda esperanza de interación en la sociedad occidental de las nuevas generaciones de musulmanes. La univerdidad al-Azhar del Cairo es el primer destinatario de mi ¡J’ acuse! porque es la primera responsable del radicalismo que se difunde en todo el mundo”.

Lo curioso del tema es que la mayoría de los musulmanes “profesa y vive una fe edulcorada, soft, limitándose a respetar la oración, el ramadán y parte de la ortopraxis referente a las vestiduras femeninas o a las reglas alimentarias, nada más”.  Esto porque el islam, “el verdadero islam del Corán, de los hadith, el islam de al-Azhar es simplemente insoportable para la gente normal. Insoportable porque no deja vivir. El hombre está hecho para vivir tranquilo, no para hacer la jihad o para odiar”. ¿De la parte católica? “Desde el Concilio Vaticano II la Iglesia ha decidido iniciar un camino de diálogo con el Islam. ¿Cuáles son los resultados de este medio siglo de diálogo? Que los países que en un tiempo fueron rocas fuertes de la cristiandad están llenos de mezquitas, mientras el mundo musulmán no conoce otra cosa que discriminaciones, amenazas y persecuciones en perjuicio de los cristianos. ¡Asesínalos, expúlsalos! ¡Qué bello diálogo! No faltan los textos, los congresos, las conferencias, los cafés juntos, las declaraciones conjuntas con los musulmanes. Hemos visto al papa recientemente en el Cairo. ¿Y después? ¿Resultados concretos? Cero absoluto”.

El padre Boulad ha puesto el negro sobre el blanco y se lo ha mandado al papa. Pero “a esta carta mía el papa nunca me ha respondido”. Y “sé con certeza que el cardenal Schönborn se la ha entregado personalmente”. El jesuita, entonces, la hizo traducir al español y la mandó entregar directamente, con ocasión de la visita papal al Cairo, a través de un obispo egipcio. “Por tanto la ha recibido también esta vez. Y esta vez tampoco me ha contestado”.  ¿Tal vez no haya tenido tiempo de leer ni la primera ni la segunda?  “En todas partes encuentro personas que me confirman que el papa responde, o manda responder a sus secretarios, también a las felicitaciones de Navidad. Sin embargo, para mi, su hermano, más anciano, para colmo……” Y en uno de los temas más candentes de nuestro tiempo. “Estoy francamente sorprendido, y un poco amargado”. Bien, de nuestra parte podemos solo decirle: consuélese, querido padre Boulad, está usted en buena compañía. 

Rino Cammilleri
Artículo original: Il fumo di Satana

Traducido por Montse Sanmartí para Como Vara de Almendro.

About the author

mm

Como Vara de Almendro

info@comovaradealmendro.es

.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: